Bachillerato

El Bachillerato supone la fase final de la estancia de nuestros alumnos en el colegio. Durante esta etapa de dos años, el Centro continúa formando a los alumnos con los mismos principios en los que se basa nuestro Proyecto Educativo y que se han seguido en las etapas anteriores.

El Colegio ofrece dos modalidades de Bachillerato (Ciencias y Ciencias Sociales). Cada curso cuenta con un único grupo que se desdobla en función de las optativas elegidas por los alumnos. Este sistema permite tener grupos reducidos en estas asignaturas, garantizando así, una atención personalizada, al tiempo que una excelencia académica que nos ha permitido alcanzar durante todos estos años un porcentaje de aprobados del 100% en las pruebas de selectividad.

Los profesores de Bachillerato son en su mayoría los mismos que han acompañado a los alumnos en su andadura por la Educación Secundaria. Esta experiencia compartida les permite orientar a los alumnos y a las familias en la toma de las importantes decisiones que se plantean en esta etapa. Así mismo, esta cercanía con los alumnos permite a los profesores ayudarles a superar las dificultades que estos cursos, académicamente más exigentes, pueden presentar.

Los alumnos también cuentan con la colaboración y asesoramiento del Departamento de Orientación para solucionar cualquier duda que puedan tener tanto en el ámbito académico y su orientación profesional, como en el plano personal.

Los alumnos de nueva incorporación, además de poder contar con los profesores y el Departamento de Orientación, son acogidos por el Plan de Mentores, que con la colaboración de alumnos veteranos, les ayuda y les facilita su integración en el Centro.

Desde el Colegio, insistimos en la formación en valores como el respeto, el compromiso y la autocrítica como una parte importante de la formación integral de los alumnos, preparándolos para afrontar de forma exitosa, sus cada vez más cercanos compromisos universitarios o laborales.

La metodología de estudio continúa desarrollando las estrategias empleadas en la Educación Secundaria, promoviendo y valorando no solo los contenidos sino la capacidad de comprensión y expresión, tanto oral como escrita de esos mismos contenidos.