En nuestra Science class, el alumnado de E.P. descubre a través del método científico cómo integrar teoría y práctica para ampliar su curiosidad científica.

Acorde con nuestro modelo de innovación pedagógica, en Wisdom School Madrid hemos dado un paso más allá en Science class para Educación Pirmaria. Los métodos tradicionales de enseñanza se basaban en el dominio del contenido. Una de sus grandes desventajas es la carencia de énfasis en el desarrollo de ideas o, incluso, en el fomento de actitudes innovadoras en el campo de la investigación. La figura central de ese sistema es el/la docente, cuyo rol es el de aportar información sobre un conocimiento específico. Así, el alumnado recibe, de forma unidireccional, un conocimiento determinado y, su único deber, es dar la respuesta correcta en una actividad evaluatoria. Además, este sistema pedagógico se centra únicamente en preparar al/la estudiante para superar el siguiente año escolar, en lugar de acompañarle en su aprendizaje a lo largo de su vida académica

Germinados que van creciendo tras estudiar botánica.
Laboratorio y Science class

En Wisdom School Madrid, queremos superar estos modelos que ya quedan anclados en el pasado. Al contrario, intentamos inculcar un conocimiento científico basado en la inclusión, en la estimulación de la curiosidad y en la búsqueda autónoma de respuestas correctas.

En la etapa de Educación Primaria, el programa de Science class se diseña para que el alumnado use y aprenda los contenidos correspondientes a su curso académico. Además, se busca que sea capaz de comprender la nueva información de forma transversal. Asimismo, se desarrollan habilidades propias para la resolución de problemas, basadas en el método científico.

Manejo de instrumental de laboratorio.

En Science class, impartida en las las instalaciones de nuestro laboratorio, nos centramos en cada alumno/a. Ponemos el énfasis en la vía metodológica – cómo hemos llegado a saber esto-, en lugar del dogmatismo congnitivo -qué sabemos-. De este modo, los/as alumnos/as se centran en la construcción del conocimiento a través de una implicación activa. Cuanto más interesante se presenta la materia, más fácil es aprenderla con profundidad y coherencia. El aprendizaje, entonces, tiene lugar sin apenas esfuerzo. Si el/la alumno/a encuentra algo fascinante, es ahí cuando realmente se reflejan sus metas e sus intereses.  En esta línea, los experimentos empíricos en el laboratorio se centran en el desarrollo de las habilidades y la comprensión del contenido.

Los/as alumnos/as encuentran la motivación haciendo uso de los recursos más allá de las aulas. Conectan lo que aprenden y cómo aplicarlo en el mundo real.

Clases prácticas de anatomía de los mamíferos.

El éxito escolar es importante, sí. Pero siempre debe ir acompañado con la construcción de un aprendizaje duradero.